El secretario estatal de Desarrollo Rural, Jorge André Díaz Loeza, informó que sacrificaron aproximadamente un millón 700 mil aves de seis granjas de los municipios yucatecos de Umán y Timucuy en donde detectaron casos positivos de gripe aviar.

Agregó que están realizando muestreos en otras unidades de producción que se encuentran a cinco kilómetros a la redonda de las mencionadas granjas, pero no han detectado nuevos casos. 

Al recordar que Yucatán está en cuarentena interna desde el pasado 22 de noviembre por la presencia delvirus de Influenza Aviar tipo A, subtipo H5N1, enfatizó que se encuentran en proceso de eliminación del 100 por ciento de las gallinas en las mencionadas granjas

Díaz Loeza abundó que junto con el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) pudieron controlar “el foco de infección”, por lo que continúan con el proceso de desinfección para posteriormente volver a repoblar esas seis unidades. 

El Senasica determinó que había alta probabilidad de infección si no se actuaba. FOTO: Archivo. 

El funcionario indicó que los casos de gripe aviar se detectaron en madres de aves de postura y que no hay ni uno solo de pollos de engorda. En ese sentido, precisó que han iniciado con la vacunación de las aves progenitoras y reproductoras en Yucatán

El titular de la Secretaría de Desarrollo Rural agregó que en un mes podrán volver a operar las granjas de Umán y Timucuy, y que confían que la gripe aviar no se extienda a otras unidades de producción.

Señaló que quizás las gallinas “se contagiaron” por medio de heces fecales de aves migratorias que habrían ingresado a las granjas a través de algún agujero.

Por último, informó que el 70 por ciento de la producción de huevos sale de Yucatán y que no han tenido problemas de desabasto ni de comercialización.

Fuente: Excelsior