El Obispo de Tabasco, Gerardo de Jesús Rojas López, hizo un llamado a no desestabilizar, luego de los hechos ocurridos en Dos Bocas en el municipio de Paraíso. 

El prelado indicó que no se debe de abonar a la tensión que ya existe por los problemas económicos que causó la pandemia de COVID-19. 

Al ser cuestionado sobre estos hechos de la semana pasada, Rojas López, consideró que se debe de conservar la estabilidad en los corazones y en los centros de trabajo, dejando a un lado otros intereses. 

Redacción | GrupoVX | Lunes 18 de octubre de 2021

A %d blogueros les gusta esto: