A una semana del inicio de la nueva normalidad en Tabasco, vendedores de flores del Mercado Manuel Sánchez Mármol en Cunduacán, reportan una caída del 70 por ciento en ventas, lo que consideran bajó a lo que comercializaban antes de la pandemia.

La comerciante Carmen Hernández Juárez; atribuyó las bajas ventas a hecho que los panteones permanecen cerrados, y esto ocasiona que las personas no compres sus arreglos florales, además de que tampoco está permitido realizar rosarios en las casas y para este tipo de situaciones es que se venden más los arreglos.

«Ahora como hasta los panteones están cerrados ya la gente no compra arreglos, la única venta que tenemos es que cuando buscan flotas para algún difunto» mencionó.

Finalmente añadió que les afectó considerablemente la contingencia sanitaria pues permanecieron sin laborar alrededor de dos meses.

Por: Cristina Palma | Grupo VX | Martes 30 de junio de 2020

A %d blogueros les gusta esto: