El Congreso de Tabasco recibió este lunes la solicitud del gobernador, Adán Augusto López Hernández para desaparecer al actual ayuntamiento de Jalapa, bajo el argumento de que la mayoría de sus integrantes actuaron de manera arbitraria e ilegal al destituir la semana pasada a cuatro regidores.

Lo anterior dará pie a que se nombre un concejo municipal en tanto haya condiciones para convocar a elecciones extraordinarias. 

El documento fue leído en la sesión de la Comisión Permanente después de dar entrada a la renuncia de la alcaldesa, María Asunción Silván Méndez y de de los miembros del cabildo, incluidos suplentes.

A través de un exhorto, el Ejecutivo del Estado pidió al Poder Legislativo que de acuerdo a la Constitución Política de Tabasco y la Ley Orgánica de los Municipios, califique como grave la renuncia de la alcaldesa y de los regidores.

López Hernández señaló que Silván Méndez y cuatro regidores más, actuaron de forma arbitraria, violando los preceptos constitucionales y legales, al destituir a cuatro integrantes del cabildo, según consta en el acta de la sesión interna con fecha 20 de mayo.

No sólo no se contaba con el quórum requerido sino que la separación de regidores solamente es competencia del Congreso del Estado.

A pesar de ello la administración municipal convocó a los suplentes de Marisela Méndez Méndez, María Fernanda Moreno Evoli, Elio Guzmán Magaña y Elva Noemis Pérez Hernández, tercer, quinto, sexto y noveno regidores, sin que estos hayan dejado de ocupar el cargo.

Incluso, destacó que María Asunción Silván Méndez y los cuatro regidores que sesionaron sin quórum legal, justificaron su actuar en una Fracción III del Artículo 63 párrafo tercero, que no existe dentro de la Ley Orgánica de los Municipios.

Refirió que ante este hecho, los regidores afectados presentaron el  pasado 21 de mayo denuncia penal ante la Fiscalía General del Estado (FGE) en contra de la presidenta municipal y quienes la acompañaron en esa sesión por la presunta comisión de los delitos de ejercicio ilícito del servicio público, coalición y usurpación de funciones, previstos y sancionados en el Código Penal de Tabasco.

En este sentido, López Hernández recordó que desde el pasado 17 de marzo, los regidores Marisela Méndez  Méndez, Norma Patricia Castro García, Elva Noemis Pérez Hernández, Auterive Hernández Cruz, Silvia Hernández Villegas y María del Rosario Morales Pérez, solicitaron la intervención del Poder Ejecutivo,  para que se realizara un sesión extraordinaria y conocer la situación del municipio, ante diversos despidos de funcionarios públicos y supuestos actos de corrupción. 

Por todo lo anterior,  y con motivo de la renuncia de la mayoría de los regidores, entre ellos, la alcaldesa María Asunción Silván Méndez, López Hernández exhortó al Congreso de Tabasco para actué de forma diligente conforme a sus facultades y califique como graves estas renuncias, dado que ante la situación que  acontece en Jalapa.

Y es que prácticamente no existe un poder público legítimo constituido y se corre el riesgo de caer en una situación de ingobernabilidad, cuya causa es la incapacidad del Ayuntamiento.

Fuente: Redacción

A %d blogueros les gusta esto: