Ayer, en las instalaciones del Estadio Luis Pirata Fuente, se realizó una diligencia de embargo en contra del club Tiburones Rojos, por los adeudos que tiene el equipo con extrabajadores.

Elementos de la Junta Local número 10 de Conciliación y Arbitraje acudieron al inmueble para informar el proceso. “Hay varios compañeros que llevan asuntos en contra de Tiburones Rojos y Promotora Deportiva”, dijo Víctor Martínez, abogado de cinco personas que laboraron en la institución.

“El monto exacto no lo sabemos, pero en este asunto estamos hablando de cerca de cinco millones de pesos”, continuó el litigante.

Asimismo, explicó que, en caso de no tener respuesta positiva por parte de Fidel Kuri, dueño del club, se procederá a cargos en sanciones económicas e, incluso, órdenes de arresto.

Redacción de El Heraldo de México | 11.12.2019

A %d blogueros les gusta esto: