El presidente de Estados UnidosDonald Trumpno mantendrá la reunión bilateral que tenía prevista con su homólogo francés, Emmanuel Macron, en el marco de la cumbre del G7 que comenzó este viernes en la localidad canadiense de La Malbaie, cerca de Quebec.

La Casa Blanca informó a los periodistas que acompañan al mandatario estadunidense que la reunión ya no tendrá lugar porque Trump ha llegado con retraso a la cumbre, y su encuentro con Macron estaba agendado en horas de la mañana.

La mansión presidencial añadió que «están trabajando para reprogramar la reunión a lo largo día».

La reunión con Macron estaba prevista para las 11.20 hora local, pero el mandatario estadunidense aterrizó en Balgotville a las 10.44 hora local, a falta de completar en helicóptero el último tramo del viaje hasta La Malbaie.

La tensión entre Macron y Trump ha subido en las últimas horas después de que el presidente francés advirtiera al magnate de que la Cumbre del G7 puede terminar con un acuerdo firmado solo por seis países y sin Estados Unidos.

«Al presidente estadunidense puede que no le importe estar aislado, pero a nosotros tampoco nos importa firmar un acuerdo con seis países si es necesario», dijo Macron en Twitter, en referencia a Francia, Canadá, Alemania, Japón, Reino Unido e Italia.

«Porque esos seis países representan valores, representan un mercado económico que tiene el respaldo del peso de la historia y que ahora es una verdadera fuerza internacional», añadió desafiante Macron.

Trump respondió a través de su cuenta de Twitter al afirmar que los aranceles que imponen Canadá y Francia son excesivos, y redobló la ofensiva esta mañana sugiriendo que se readmita en el grupo a Rusia, quien no participa en la reunión desde que fuera expulsado en 2014 por la adhesión de Crimea.

El presidente estadunidense tenía previstas solo dos reuniones bilaterales durante la cumbre, la de Macron, y otra con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, que debería tener lugar este viernes a las 17.00 hora local.