Una jueza ordenó este viernes prisión para Paul Manafort, el exjefe de campaña del presidente de Estados UnidosDonald Trump, que tendrá que esperar en la cárcel a ser juzgado por dos casos relacionados con la investigación de la trama rusa.

Paul Manafort está acusado sobre manipulación de testigos realizada por el fiscal especial que investiga la supuesta intervención de Rusia en la elección presidencial de Estados Unidos en 2016, enmarcada en las pesquisas de la trama rusa.

El exjefe de campaña del magnate se declaró este viernes no culpable de los dos últimos cargos de los que ha sido acusado: conspiración de obstrucción a la Justicia y de entorpecerla.

Paul Manafort se declaró este viernes no culpable de los dos últimos cargos de los que ha sido acusado (Foto: Reuters)