Los buques IMILOA Y HOS WICHESTER  decomisados en enero por la Marina Armada de México  y la Agencia de Investigación Criminal  en el puerto de Dos Bocas  por trasiego de combustible, siguen bajo resguardo de la Secretaría de Marina.

El vicealmirante  de la V Zona Naval, Gregorio Martínez Núñez dijo desconocer el estatutos legal de los tripulantes y las embarcaciones, pero confirma que las embarcaciones  continúan bajo el resguardo de la SEMAR.

A finales de enero de este año, personal de la Fiscalía General de la República, en coordinación con la Secretaría de Marina, confiscó dos barcos que transportaban más de 800 mil litros de hidrocarburo, presuntamente robado, en las aguas del Golfo de México, a la altura de Tabasco.

Según personal de la Agencia de Investigación Criminal, fue una denuncia anónima la que motivó el operativo de las autoridades, quienes interceptaron en altamar los dos buques y arrestaron a 10 tripulantes.

Tras el operativo, las embarcaciones, que transportaban más de 850 mil litros de diésel, fueron conducidas hasta el puerto de Dos Bocas, en el municipio de Paraíso, Tabasco. El combustible, los buques y las 10 personas quedaron a disposición de la Fiscalía General de la República.

 

Por: Sara Amador Vera | Grupo VX | Sábado 12 de abril de 2019 

%d bloggers like this: