Mientras las familias no se preocupen por educar y formar en valores a los hijos, el tema de la inseguridad no bajará, consideró el vocero de la Diócesis de Tabasco, Denis Ochoa Vidal, al señalar que este problema no es solo de vigilancia o estrategias de seguridad policiaca sino del tejido social.

En rueda de prensa dominical, comentó que se habla de que el tejido social está roto y despedazado porque las familias que los conforman desgraciadamente se han perdido y mientras esto no cambie, la inseguridad tampoco lo hará.

“Muchas familias han perdido la capacidad de educar de formar en valores y mientras eso no se atienda, entonces podrán haber muchos cuerpos policiacos pero el tema de la inseguridad continuará; la guardia nacional es un recurso más pero repito, si nosotros, si el gobierno no atiende la verdadera educación de las familias, la verdadera integración de las familias, entonces el problema va a continuar” señaló.

Sin embargo, señaló que todos los ciudadanos están expuestos a la delincuencia y dijo que ante el homicidio de un servidor en Cárdenas, hacen una invitación a las autoridades para reforzar las medidas de seguridad, especialmente los domingos en las misas dominicales, donde en esas aglomeraciones se da el campo propicio para la delincuencia.

Con respecto a la preparación de la cuaresma que inicia con el miércoles de ceniza, dijo que es la época donde los creyentes se sensibilizan, así como con el viacrucis, de los cuales el más notables es de Tamulté y que cumplirá un aniversario muy significativo.

Desde ahora dijo, ya se están preparando para pedir el apoyo a las instituciones.

“Y que espectacular, desde luego se está trabajando los apoyos que necesitan los creyentes sobre todo para hacer estos actos religiosos; habrá reuniones con seguridad pública, con tránsito,  con protección civil, con la cruz roja y con otras instituciones para apoyar a los creyentes” destacó.

 

Leidi  Susana León | Grupo VX | Lunes 25 de febrero de 2019 

%d bloggers like this: